Cirugías Plásticas Múltiples

Las Cirugías Plásticas Múltiples son muy habituales

Las Cirugías plásticas múltiples son más habituales de lo que pudiera parecer. Hay muchos pacientes que una vez que han meditado bien y se han asesorado convenientemente por profesionales sobre cómo resolver sus problemas plásticos o estéticos deciden que quieren afrontarlos todos al mismo tiempo y si es posible en una sola intervención.
El coste de una intervención de cirugías combinadas será inferior a hacerlas por separado, pero esto no debería ser la principal razón, hay que estudiarlo con calma entre paciente y cirujano y optar por lo que sea más saludable.
Parece ser que el incremento reciente de las cirugías plásticas múltiples o “combos” como se las denomina frecuentemente, ha sido debido en parte a unos programas televisivos en los que a una persona se le hace un cambio de aspecto radical, no solamente a través de cirugías, todo lo que tenga que ver con su aspecto es remodelado, esto es, peinado, forma de vestir, etc. También influye el poco tiempo disponible de muchas personas, que aprovechan sus vacaciones para la intervención y la recuperación posterior.

Cirugías plásticas múltiples – Las limitaciones

Siempre que sea posible es recomendable realizar varias intervenciones en una sola sesión, de esta forma se reducirán los pos operatorios y el número de anestesias.
Es importante el esta do de salud del paciente, solo se recomiendan cirugías plásticas múltiples si el paciente no presenta problemas médicos significativos. Por lo que un chequeo previo se hace imprescindible para descartar complicaciones derivadas por ejemplo de hipertensión, diabetes, etc.
Las personas con sobrepeso, de edad avanzada o con gran sensibilidad al dolor, no son buenas candidatas para las cirugías combinadas.
Hay que prever la pérdida total de sangre, así como otros aspectos como el dolor que puede presentarse durante la recuperación.
Pueden existir problemas en cuanto al posicionamiento del paciente durante la operación que impidan realizar en la misma sesión dos intervenciones de cirugía plástica, por poner en peligro el resultado estético.
Los límites también estarán fijados por el tiempo necesario de la anestesia. Podemos decir que seis horas es un tiempo razonable para estar en quirófano y no solo por la anestesia, por la concentración del cirujano y otros factores. Más allá de estas seis horas es mejor realizar intervenciones por separado en diferentes días.

Cirugías plásticas múltiples compatibles

Por lo general las cirugías plásticas que se consideran compatibles para realizarlas en una única sesión de quirófano vienen determinadas por el área afectada, digamos que si las áreas son próximas, son compatibles normalmente.
Las cirugías plásticas múltiples más comunes son:

Por ejemplo no sería nada recomendable realizar una intervención de rinoplastia junto con una de aumento de senos entre otras razones porque la nariz no es un área estéril lo que aumenta el riesgo de infección de los implantes mamarios.
Lo que hay que hacer en cualquier caso es definir de antemano cuales son los problemas y cuales las soluciones que queremos dar y a partir de ahí trazar un plan para realizarlo de la mejor manera posible.