Cirugía de contorno corporal

Cirugía de contorno corporal después de una pérdida masiva de peso

En pocos años la cirugía de contorno corporal en España ha subido como la espuma y la razón no es otra que el aumento en la misma proporción de la pérdida masiva de peso de muchas personas.
Lo que hace veinte años se veía como un problema endémico de Estados Unidos resulta que se está reproduciendo en nuestro país. El número de gente obesa está creciendo de forma exponencial. Esto tiene muchas lecturas, en primer lugar el estilo de vida, que cada vez se parece más al americano, esto es, no hay tiempo para nada y las deliciosas y sanas comidas de nuestras madres y abuelas, la tan cacareada comida mediterránea, está siendo sustituida en gran medida por la comida rápida o comida basura , fácil de comer y de conseguir, pero con unos efectos desastrosos para la salud.

Posibles efectos después de una pérdida masiva de peso

Durante los primeros meses después de una intervención quirúrgica de reducción de estómago los pacientes pueden sufrir alguno de estos síntomas:

  • Empobrecimiento del cabello
  • Resecamiento de la piel
  • Dolores corporales en general
  • Desestabilización del estado de ánimo. Este es quizás el síntoma más frecuente, ya que el paciente genera unas expectativas muy altas, con unos tremendos deseos de perder peso rápidamente y encontrándose que a veces la evolución no es algo homogéneo, creando un efecto de montaña rusa en su ánimo.

Por otra parte se encuentra con que a medida que va perdiendo peso la piel no tiene la tersura que desearía y hay muchas zonas con la piel descolgada. Así una segunda fase normal tras la cirugía sea acudir a un cirujano plástico para que le realicen otra cirugía de contorno corporal.

Cirugía de contorno corporal – Zonas más afectas tras una pérdida masiva de peso

Cuanto más grande sea la pérdida de peso mayor será el exceso de piel
y mayor será la pérdida de masa muscular.
Las zonas más afectadas por estos descolgamientos de piel son las nalgas, el abdomen y los miembros inferiores y superiores, esto es, brazos y muslos y en el caso de las mujeres los pechos
En menor medida partes del cuello (papada), cara, etc.
Las cirugías de contorno corporal  que corregirían estos problemas son: